Huelva Comercio quiere plata

 Trascendental victoria de Huelva Comercio en el partido estrella de la jornada en el grupo D-B frente a la gran revelación de todo el grupo D como es Sagrado Corazón. Los chicos de Gaby Carrasco sabían que una victoria suponía un paso adelante brutal de cara a sus aspiraciones al top 2. Así, este triunfo les deja invictos (a falta del derbi) pero lo más importante, dejan a los cacereños a dos partidos  de distancia. Si buen pueden pensar que es poca renta, tal y como se está desarrollando la competición supone un tesoro para Huelva.

Twitter CDB Enrique Benítez

El partido no obstante empezó favorable a los intereses de Sagrado Corazón. Colomé se sentía cómodo y eso era mala señal incluso para un equipo de la etiqueta de Huelva. El dominicano bien anotaba o atraía defensores para que los Garello, Parra etc anotaran. Pero los visitantes no lograban hacer buenos los ataques porque flaqueaban en defensa ante el juego onubense, con Ristori y García Quilez culminando las jugados ofensivas (7 y 6 puntos respectivamente el término del primer cuarto). Terminó así el primer cuarto 25-27. Se mantuvo el guión durante la mayor parte del segundo cuarto, con Sagrado Corazón volcando su juego ofensivo sobre Colomé y Garello (32 puntos entre ambos al descanso) pero sin ser suficiente para escaparse de Huelva, que tirando más de colectivo siempre encontraba el camino a la canasta. Una mala racha local posibilitó un parcial de 0-8 que permitió escaparse a Sagrado hasta los siete puntos a falta de tres para el descanso (32-39). Fueron capaces los visitantes de mantener la renta en los minutos restantes, reflejando el marcador 37-45.

Sagrado Corazón salió dispuesto a sentenciar y logró nada más arrancar un 0-4 que suponía la máxima ventaja del partido. Pero en Huelva había fe y baloncesto para dar la vuelta a la situación. No dejaron de creer los de Carrasco en sus posibilidades y a lo largo de todo el periodo emprendieron una batalla por acercarse en el marcador. Lo lograron gracias a que volvieron a encontrar facilidades para anotar (más mérito de los onubenses que demérito cacereño) y sobre todo, porque lograron frenar la aportación de Colomé. Por primera vez en prácticamente toda la temporada se vio al Colomé más ¨humano¨ (aunque como siempre acabó con unos números desorbitados) y su equipo, que depende en gran medida de él lo notó. Así, esos doce puntos que llegó a disfrutar Sagrado se esfumarían quedando solo uno de ventaja para ellos de cara a los últimos diez minutos quedando así todo abierto. Pero Huelva ya había encontrado el camino. Tanto fue así que una canasta de Quilez puso por delante a Huelva nada más empezar y ya no volvería a ver alternancia alguna en el marcador pese a que Sagrado nunca se fue del partido. A falta de un Colome que seguía maniatado fue Parra el que se echó el equipo a las espaldas y mantuvo a Sagrado siempre al acecho aunque Huelva ya no iba a permitir que se les escapara el partido. Al final un marcador de 85-80 que deja a Huelva Comercio invicto y ya con dos victorias (y de momento el basketaverage) sobre un rival directo como Sagrado Corazón. 

García Quilez y Colomé fueron los mejores en sus equipos.

Ficha técnica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.