Unicaja deja muy tocado a OH!Tels

 Incontestable victoria del filial de Unicaja en la cancha de una ULB que cada vez tiene más complicado siquiera pelear por el décimo puesto. Unicaja llegaba herido tras la agónica derrota la semana pasada en la cancha de Martos y los linenses pagaron los platos rotos, asistiendo a un tsunami anotador provocado por el joven talento de Los Guindos, que con este triunfo igualan el balance victorias-derrotas.

Twitter ULB

Ya desde el comienzo el partido pintaba feo para La Línea. 0-7 de salida que obligaba a Guti a pedir tiempo muerto. Al triple de Panaggio para abrir la lata local contestó Tanchyn con su primer triple del cuarto (anotaría 3 solo en este periodo). La Línea no se venía abajo y buscaba fórmulas para hacer daño a Unicaja. Con cierta frecuencia encontraban los locales el aro pero por contra no podían frenar a Unicaja porque no había un solo jugador que no tuviese la mano caliente. Si no era Tanchyn era Simo y si no Tamba. Imposible hacer frente a tal capacidad anotadora. 18-32 acabó el primer cuarto con¡8! triples de Unicaja. Se contuvo algo el conjunto cajista en el segundo cuarto desde el 6’75 pero seguían siendo asombrosamente efectivos en el t2. No obstante las alarmas se encendieron como no, con un triple, esta vez de Simo que ponía a los suyos con un más 19 que obligó otra vez a Guti a parar el partido, porque se le iba y apenas había pasado un minuto desde que comenzó el segundo cuarto (20-39 min12). A partir de ese momento La Línea logró igualar las prestaciones de su rival y pese a que Unicaja logró en varias ocasiones superar la veintena de ventaja, al menos La Línea ya jugaba de tú a tú. Al descanso eso si, Unicaja superaba los 60 puntos, 43-62.

En el tercer cuarto se vio la mejor versión de los locales. Unicaja ya fallaba tiros, lo que literalmente era noticia. A partir de ahí crecieron los locales en ambos lados de la cancha y poco a poco fueron recortando diferencias, con Panaggio y Espadiña haciendo daño uno por fuera y otro por dentro. La diferencia tras el tercer cuarto era de doce puntos, 60-72. Había partido. Y más se apretaría el marcador en el primer tramo de último periodo. Seguía Unicaja con muchos problemas de anotación y La Línea seguía anotando y poco a poco veía más cerca la remontada. Un nuevo triple de Panaggio (vaya partidazo el suyo) acortó la diferencia a solo seis puntos restando aun más de 5 minutos para el final (72-78). Pero ahí quedó la remontada porque Sené dijo basta. El senegalés anotó siete puntos seguidos casi sin pestañear que dejó muy tocado a un equipo local que había nadado mucho para llegar con opciones a los minutos finales (72-88 min36). La diferencia ya era demasiado holgada y Unicaja gozaría de unos últimos minutos tranquilos, reflejando el marcador un resultado final de 79-98.

Espadiña y Tamba fueron los mejores en sus equipos.

Ficha técnica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *