Lithium Iberia se lleva con claridad el derbi extremeño

A la zaga de los equipos onubenses termina Lithium Iberia la primera vuelta. La inesperada derrota con Aljaraque dejó a los cacereños a dos triunfos del top2, pero con toda una segunda vuelta por delante sería muy descabellado darles por vencidos. De momento siguen cumpliendo ante los equipos de abajo, con tranquilidad y sin necesidad de forzar más de lo estrictamente necesario.

Esta vez fue Moraleja quien sucumbió ante el talento de los Aluyi, Fadojutimi y compañía. Sabiendo la diferencia entre uno y otro equipo, el partido de los de Moncho Galavís fue aceptable, compitiendo hasta donde pudieron. Su guerra, evidentemente es otra.

Primer periodo con los cacereños imponiendo su poderío físico sobre Moraleja. Con una gran defensa evitaron que los visitantes anotasen en los primeros seis minutos, tiempo para que el marcador fuese 10-2 hasta que llegó la canasta de Óscar Gallego. El desacierto exterior del equipo de Santiago Fernández evitó que la sangría fuese superior, acabando el primer periodo con 15-4 y efectivamente, solo dos canastas de juego de Moraleja.




Sin embargo los de Galavís aprovecharon el bajón en defensa de Lithium Iberia y empezaron a anotar con bastante más facilidad en el segundo periodo. Un 0-6 de salida con buenos minutos de El Hadji Malick obligaban al técnico local a parar el partido. No quería Fernández pasar ningún mal rato y sus jugadores lo pillaron. Un rápido parcial de 8-0 y las aguas volvían al cauce previsto (23-10 min14). Pero el periodo iba de parciales, y ahora el turno de Moraleja quien tras un tiempo muerto de Galavís ofreció unos grandes minutos, llegando a acercarse a tan solo cuatro puntos faltando solo dos minutos para el descanso (26-22). Al entre tiempo, un sorprendente 29-24. El marcador no engañaba, Moraleja se había enganchado al partido.

Pero en el tercer periodo, Lithium Iberia se dejó, como suele decirse, de marear la perdiz. Impuso un alto ritmo de juego que claramente favorecía sus intereses más allá de que Moraleja también lograba sumar puntos con cierta asiduidad, pero ni mucho menos al ritmo que imponían Aluyi y Fadojutimi y también un buen Benyi Vázquez (11, 8 y 9 puntos respectivamente solo en este periodo). El partido quedaba ahora sí sentenciado a falta del último periodo (62-41 min30) dejando los últimos diez minutos como un trámite en los que Moraleja siguió compitiendo para evitar que la diferencia fuese mayor. Finalmente el partido terminaría con 73-57.

Aluyi en Lithium Iberia y Manu Cores y Martín Fernández en Moraleja fueron los más valorados en sus equipos.

Ficha técnica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *